Detección de los problemas del sueño en los niños con necesidades especiales

Unos pequeños cambios en casa pueden ayudarles a obtener el sueño esencial

MARTES, 5 de marzo (HealthDay News) -- Alrededor del 30 por ciento de los niños tienen un trastorno del sueño, pero la tasa es incluso mayor entre los niños con necesidades especiales, señala una experta.

Este aumento del riesgo en los niños con necesidades especiales probablemente se relacione con las diferencias físicas y conductuales, además de los efectos secundarios de los medicamentos, apuntó la Dra. Jennifer Accardo, directora de la Clínica y el Laboratorio de los Trastornos del Sueño del Instituto Kennedy Krieger en Baltimore, Maryland.

No todos los niños con necesidades especiales que tienen problemas para dormir son diagnosticados con un trastorno del sueño, pero la detección temprana de las señales comunes es la clave para mejorar el sueño. Los padres son los que mejor conocen los patrones del sueño de sus hijos, y pueden detectar los problemas del sueño si saben a qué estar atentos.

Las señales de los problemas del sueño en los niños en edad escolar con necesidades escolares incluyen roncar; dificultades para quedarse o permanecer dormidos; el sonambulismo, los terrores nocturnos y otras actividades nocturnas; dormir en exceso, y necesitar que los padres estén en la habitación para quedarse dormidos.

"Aunque dormir bien de noche es importante para todos los niños, es particularmente esencial para los niños con necesidades especiales", enfatizó Accardo en un comunicado de prensa del instituto. "Los padres pueden realizar cambios pequeños en casa para ayudar a su hijo a dormir mejor de noche y a mejorar su rendimiento en las actividades diurnas, las terapias y las interacciones sociales".

Accardo ofreció consejos para mejorar el sueño de los niños con necesidades especiales:

  • Haga del sueño una prioridad, y desarrolle una rutina para irse a la cama.
  • Mantenga unos horarios constantes todos los días, tanto durante la semana como en los fines de semana.
  • Convierta la habitación en un lugar relajante y haga que el niño duerma en el mismo lugar todas las noches.
  • Evite la cafeína.
  • Lleve a su hijo a la cama cuando tenga sueño, pero sin que todavía esté dormido.
  • Gestione la ansiedad, que es común en los niños con necesidades especiales.
  • Tome nota de las señales de problemas del sueño.

"Si a los padres les preocupan los patrones y conductas de sueño de sus hijos, deben consultar al pediatra o a un experto en sueño", aconsejó Accardo. "Las evaluaciones del sueño pueden resultar extremadamente beneficiosas en la identificación de las causas, y eventualmente mejorar el sueño de toda la familia".

Más información

La Nemours Foundation tiene más información sobre el sueño en los niños (http://kidshealth.org/parent/en_espanol/general/sleep_esp.html ).

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com (http://holadoctor.com )

© Derechos de autor 2013, HealthDay

logo

FUENTE: Kennedy Krieger Institute, news release, March 1, 2013